Casetas de PVC para jardín

Las casetas para jardín fabricadas en PVC son uno de los objetos a los que podemos darle diversos usos durante todo el año. En verano estas nos ayudan a proteger las herramientas y maquinaria del sol, mientras que en invierno los resguarda de la lluvia y humedades.

Si estás pensando en comprar una caseta para tu jardín de PVC pero no sabes cuál es la mejor elección, en esta guía te ayudaremos a elegir la correcta y te diremos que es lo que debes tener en cuenta antes de adquirir un cobertizo para el exterior.

Catálogo de casetas de jardín hechas de PVC y resina

Ofertas en casetas de PVC grandes para exteriores

Casa de plástico para el jardín
Caseta de PVC para el exterior de la vivienda

Una caseta de PVC grande es aquella que por lo general tiene más de 7’5 m² de superficie y sus usos pueden ser muy diversos. Los más comunes son:

  • Para guardar cortacésped y herramientas grandes: Lo más usual a la hora de comprar un cobertizo de plástico es usarlo como almacén para tener todas las herramientas de jardín bien organizadas.
  • Usarlas como vestuarios para el verano: Si tienes la suerte de tener una piscina en tu casa, este tipo de caseta te puede servir para guardar la bomba de agua, materiales de la piscina e incluso la ropa y toallas. De hecho, muchas personas la usan como un vestuario donde cambiarse y tener la ropa organizada.
  • Como almacén de juguetes de los niños: Todos sabemos bien que los juguetes de nuestros hijos ocupan bastante lugar. Una solución a eso son las casetas, ya que, al tener mucho espacio en el interior y contar con estanterías, podemos tener bien guardados las pelotas, camiones y, bueno, cualquier juguete de los más peques de la casa.

¿Por qué es una buena idea tener un cobertizo de PVC en el jardín?

La principal razón por la que las personas compran una caseta de PVC para el exterior es el almacenamiento de herramientas y objetos. Las ventajas de estas construcciones son sin duda su calidad y materiales. El PVC a diferencia de la madera o acero no requiere de tantos cuidados. Además es resistente tanto al sol como a la humedad y el agua, por eso funcionan tan bien en las distintas estaciones del año.

Otro punto a favor de este tipo de casetas es su peso y movilidad, ambas características la hacen fácil de transportar y montar. Si estás pensando en montar una de estas casetas de resina sintética en tu jardín o terraza no vas a tener problemas a la hora de instalarla por las razones que ya te hemos comentado, además puedes elegir entre una variedad de marcas de calidad tales como Duramax, Lifestyle y Palmak.

Cosas que debes tener en cuenta antes de una caseta de jardín hecha de PVC

almacén fabricado de resina

Antes de adquirir un cobertizo de PVC, asegúrate de que el suelo donde se vaya a situar la caseta esté nivelado. Sabemos que parece obvio pero no siempre es así, en el caso de que tu suelo cuente con desnivel te recomendamos que lo niveles primero y después compres la caseta ya que la estructura puede sufrir daño con el paso del tiempo.

Aunque son resistentes a la humedad, intenta comprar una que tenga ventanas ya que esto ayudará a mantener iluminada y ventilada el interior de la caseta.

Dependiendo de para que la vayas a usar necesitarás una medida u otra. Si tu objetivo es guardar herramientas y objetos pequeños, con una de 4 metros cuadrados te las apañarás bastante bien. Por el contrario si tienes pensado guardar barbacoas, bicicletas o herramientas grandes debes considera la opción de comprar una de 10 metros cuadrados.