Tratamiento para macetas de madera

Los maceteros (o jardineras) de madera son uno de los tipos de recipientes para plantas más utilizados en el jardín. Estos modelos de maceteros combinan muy bien con los colores del jardín y tienen un contraste perfecto con las plantas y muebles del mismo.

A pesar de que son muy bonitos, tienen un problema y es que, si no tratamos la madera de forma correcta, esta se puede pudrir de forma rápida, disminuyendo la vida útil de nuestro macetero. Si te preocupa este problema, aquí podrás encontrar soluciones y consejos sobre cómo tratar madera para macetas de forma correcta, para que tu maceta dure muchos años.

Protección para la parte exterior

Los maceteros de madera que ya vienen con un tratamiento de autoclave son los que están más frente a las adversidades del exterior. Si tienes un macetero fabricado con madera tratada con esta técnica, no necesitará que lo cuides constantemente.

Por otra parte, si has comprado un macetero cuya madera no está tratada o si simplemente lo has fabricado tú, entonces si que debes aplicar productos para que la madera no sufra.

Tratar la madera pintándola con un pincel

El Lasur es la opción más famosa para proteger nuestro macetero de la intemperie, ya que nos permite protege a la madera de rayos UV, lluvia o humedad. Además, el material penetra en los poros de la madera pero sin taponarlos (esto nos garantiza una buena protección de la madera a la vez que le permite respirar y drenar el agua cuando reguemos las plantas).

Cómo aplicar el Lasur en la madera

Su aplicación es bastante sencilla ya que solo tendrás que esparcir con un pincel o brocha el compuesto por el macetero (o cualquier mueble de madera que necesites proteger). Eso si, asegúrate de limpiar la superficie donde vayas a aplicar el compuesto, dejándola libre de polvo e impurezas.

Puedes ver todo el proceso en el siguiente vídeo de YouTube del canal “Joan Olaria” bastante bien explicado.

Entonces ¿Qué aspectos positivos nos ofrece tratar la madera con Lasures?

  • Ofrecen protección contra el sol y rayos ultravioletas.
  • La madera queda protegida contra lluvia y humedades.
  • Deja que el agua pase desde dentro hacia fuera, permitiendo “respirar” al macetero.
  • Repele a los insectos.

Si eres una persona que prefiere no tener que estar atenta al tratamiento de la madera, siempre puedes comprar otro tipos de maceteros como los de hormigón o maceteros de hierro.